jueves, 12 de febrero de 2009

La candidatura de José Manuel Marañón quiere pasar página de la gestión de los Puente y Vicente Arce en CC OO.

Esta candidatura plantea un proyecto para 8-12 años, a diferencia de la de Vicente Arce que se plantea para una transición de 4 años, planteamiento inadmisible en cualquier organización seria.

El resultado del Congreso CC OO de Cantabria es algo que no solamente interesa a los 165 delegados/as sino que es de interés para el conjunto de los afiliados/as, de los trabajadores/ y a la sociedad en general. Es más, tenemos dificultades para hacer llegar nuestro mensaje a los delgados/as electos desde el momento en que desde la actual dirección de la Unión Regional se nos niega el listado nominal, cuestión que no nos ha sorprendido puesto que “la zancadilla” al que nos se ah plegado a sus deseos ha sido la norma de actuación del secretario gral. Saliente y de Vicente Arce.

Por esta causa, el equipo que encabezo quiere exponer públicamente sus líneas de actuación para situar el prestigio del sindicato en el lugar que le corresponde y para superar los últimos tiempos en los que desde la dirección de la Unión Regional hemos aparecido públicamente más como generadores de problemas que como una organización que hace propuestas para solucionar los problemas de los trabajadores/as. En resumen, para conseguir un cambio en el fondo y en las formas con respecto a una etapa de la que ha sido tan responsable, insistimos, el compañero Vicente Arce como el secretario general saliente.

Decir, por otra parte, que esta candidatura plantea un proyecto para 8-12 años, a diferencia de la de Vicente Arce que se plantea para una transición de 4 años, planteamiento inadmisible en CC OO o en cualquier organización medianamente seria.

Por ello, nuestros criterios de actuación serán, entre otros, los siguientes:

- Revitalización y respeto hacia los órganos de dirección del sindicato, órganos que han sido ninguneados en estos últimos años. Como último ejemplo, tenemos que denunciar el autonombramiento de Javier Puente como representante de CC OO en el consejo consultivo del Instituto de Finanzas, autonombramiento hecho con la aquiescencia del compañero Vicente Arce.

- Una política de acuerdo permanente con las federaciones. Para ello, por ejemplo:

· Pactaremos con ellas la representación en los órganos institucionales que inciden en su actividad sectorial como sucedió con la representación de CC OO en el Puerto de Santander en la que se desestimo la propuesta de la Federación de Transportes en aras, una vez más, en aras del ego infinito de Javier Puente, con el voto favorable, por supuesto de Vicente Arce.

· Pactaremos con ellas las políticas que se discuten en la Concertación Regional a través de lo plenarios de Secretarías y del Comité Regional, para que todo el sindicato se sienta corresponsable con un acuerdo tan importante.

- Una política interna que respete los parámetros que pedimos al los empresarios en nuestras actividad sindical.

El caso de Pedro Méndez es paradigmático en ese sentido. Su despido es declarado nulo por el TSJC debido a que las garantías procesales en la incoación del expediente, incoación dirigida por Vicente Arce, fueron como las que dio Bush a los presos de Guantánamo. Pero, en vez de acatar la sentencia en todos sus términos como exigiríamos a cualquier empresario, se le está pagando su salario en su casa. Mientras tanto, nuestra asesoría jurídica comienza a estar desbordada por el creciente nº de casos que le llegan en estos tiempos crisis. Nosotros creemos que esto en un fraude a la afiliación. Y este caso como el de algún trabajador/a con larga baja por depresión por problemas laborales en CC OO.

Finalmente, decir que esta candidatura está abierta a hacer una única lista de integración para la comisión ejecutiva puesto que entendemos que entre las personas que han manifestado su apoyo al otro candidato hay activos sindícales muy válidos que, en ningún caso, queremos dejar al margen de la dirección del sindicato, en la línea de lo que nos ha marcado Ignacio Fdez. Toxo y el 9º Congreso Confederal. Lo único que no estamos dispuestos a negociar es la secretaría general puesto que entendemos que el cambio no puede estar dirigido por el máximo responsable, junto al secretario general saliente, de la situación de los últimos años.



No hay comentarios:

Publicar un comentario